LA JUSTICIA EUROPEA DA UN REVÉS A LA REFORMA HIPOTECARIA

  • LA JUSTICIA EUROPEA DA UN REVÉS A LA REFORMA HIPOTECARIA

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) dio ayer un revés a la reforma de la legislación hipotecaria que hizo el Gobierno en 2013, al asegurar que dejaba desprotegidos a clientes bancarios con un proceso de ejecución hipotecaria en marcha o con uno ya finalizado cuando la nueva ley entró en vigor, el 15 de mayo de 2013. Se comenta que la paradoja de este asunto es que esa ley se creó para dar más garantías a los deudores en el marco hipotecario español, después de que otras sentencias del TJUE cuestionaran la protección del consumidor. Pero ahora la justicia europea dice que ese refuerzo no fue suficiente. La ley aprobada por el Gobierno en mayo de 2013 fija un plazo de 10 días para que las víctimas de un proceso de ejecución hipotecaria aleguen una cláusula abusiva. Si eso ocurre, el proceso debe detenerse hasta que el juez determine si el abuso existe. Pero esto solo empezó a aplicarse a las ejecuciones hipotecarias iniciadas tras la entrada en vigor de la nueva ley. Para aquellas que ya estaban en marcha o vencidas, el Gobierno dio un plazo de 30 días para alegar, pero a contar tras la publicación de la ley en el Boletín Oficial del Estado (BOE). Y ahí está el problema. Según el TJUE, el BOE aquí no basta. Los clientes tendrían que haber recibido una notificación personal que les informase de su derecho a invocar la existencia de una cláusula abusiva. Este asunto llega a la justicia europea como cuestión prejudicial de un juzgado de Martorell sobre un caso que enfrenta a BBVA con tres particulares. Según el Gobierno y las patronales bancarias AEB y CECA, el impacto de la sentencia es “limitado”. “Se refiere a un aspecto muy acotado a unos casos concretos y muy limitado en el tiempo”, dice un portavoz del Ministerio de Economía. Pero según Verónica Dávalos, abogada de los particulares y miembro de la comisión de normativa hipotecaria del ICAB, el impacto es “elevadísimo”, ya que los jueces tendrán que “frenar los procedimientos en curso, examinar las cláusulas abusivas en las hipotecas, y notificar en su domicilio a los consumidores afectados que tienen el plazo de 30 días para formular oposición y alegaciones”. Entre 2009 y 2013 se iniciaron en España 439.111 procesos de ejecución hipotecaria de todo tipo de inmuebles. Los afectados que aprovechen el nuevo plazo para alegar que existe una cláusula abusiva frenarán el procedimiento hasta que el juez determine si eso es así. Si el desahucio ya se ha ejecutado, tendrá derecho a ser indemnizado, siempre que se demuestre ese abuso. En la práctica, la sentencia de ayer da otra oportunidad a las víctimas de un desahucio de denunciar una cláusula abusiva, pero que se frene definitivamente el proceso de ejecución o se le indemnice dependerá de que ese abuso haya existido realmente. Información abordada también ampliamente en Cinco Días (“Los jueces revisan hasta las comas de la hipoteca”), El Economista (“La Justicia comunitaria tumba otro artículo de la Ley Hipotecaria”), El País (“La justicia europea da otro revés a la ley sobre ejecución de hipotecas”), ABC (“La UE cuestiona el cómputo del plazo para recurrir un desahucio”), La Razón (“El Gobierno y la banca consideran mínimo el impacto del fallo de la UE sobre desahucios”) y La Vanguardia (”La Unión Europea vuelve a enmendar la norma hipotecaria española”) (Expansión. Página 20. 4 medias columnas)