GUÍA SIMPLE PARA CONSEGUIR LA MEJOR HIPOTECA EN ESPAÑA

  • GUÍA SIMPLE PARA CONSEGUIR LA MEJOR HIPOTECA EN ESPAÑA

Esto no es un tutorial de milagros. Si cumples una serie de condiciones conseguirás alguna de las mejores hipotecas del mercado. Si no cumples las condiciones va a ser difícil. Puede que consigas alguna hipoteca. Pero sufrirás las consecuencias durante muchos años de tu vida. Hay muchas hipotecas. Pero sólo hay un camino para conseguir la mejor.

Antes que nada es importante que no te dejes fascinar por hipotecas en las que sólo pagas intereses durante algunos años. Puedes caer en una trampa muy peligrosa. Aquí tienes un video que debes ver: HIPOTECAS SÓLO INTERESES.

LO PRIMERO DE TODO. Sinceramente, tal como están las cosas, las cuotas de tu préstamo hipotecario no deberían EN NINGÚN CASO, superar el 30% de tus ingresos mensuales. Ahora vas y dices "mecagüenlaleche". Claro, los pisos están carísimos. Las cuotas de las hipotecas van subiendo y seguirán subiendo. Los plazos son largos. Podrías tener graves dificultades si no tienes en cuenta esto.

Así que busca, busca y rebusca hasta que encuentres un piso que realmente puedas pagar. Ahora y dentro de 20 años. Además, pocos bancos te van a dar el crédito si las cuotas superan ese porcentaje. Y, no lo olvides, si a pesar de todo te lo conceden... las condiciones van a ser muy malas para ti.

IMPRESCINDIBLE. Elige un banco que NO cobre comisión de apertura. La comisión de apertura es una auténtica estafa. El banco ya va a ganar dinero contigo. No admitas, de ninguna manera, una hipoteca con comisión de apertura. A no ser que quieras tirar tu dinero.

MÁS COSAS IMPORTANTES. Tu hipoteca no debe tener comisión por cancelación parcial. Esto significa que, si al final de cada año fiscal quieres arrimarle algún dinerillo que hayas ahorrado o conseguido, no te van a penalizar por eso. Esto es muy útil porque si dispones de algún ahorrillo ese año lo entregas y puedes rebajar la cuota mensual. Y, muy importante, te va a desgravar también en la declaración de la renta. Puedes entregar una cantidad que, sumada a tus cuotas anuales (y a los gastos por la compra que hayas tenido), ascienda hasta 9.015,18 euros. Esto te proporcionará la mayor desgravación.

Durante los dos años siguientes a la adquisición de la vivienda desgravarás el 25% sobre los primeros 4.507,59 euros y el 15% sobre el exceso hasta 9.015,18 euros. A partir del 3er año, los porcentajes serán del 20% y del 15% respectivamente.

Doble ventaja: pagarás unas cuotas mensuales menores y puede que te devuelva dinero Hacienda. Como mínimo, tendrás que pagar menos en tu declaración. Eso puede ser un buen pico. Excepto que tu banco te lo recorte con la dichosa comisión por cancelación parcial. Que cobre comisión por cancelación total es menos importante porque, usualmente, no vas a cancelar toda la hipoteca. A no ser que te haya tocado la lotería. Y, en ese caso, la comisión te la suda.

COMPARAR HIPOTECAS... EL DATO MÁS ÚTIL ES EL T.A.E. La Tasa Anual Equivalente. El interés real que vas a pagar. Es más importante que la publicidad que dice Euribor + 0,40% (por ejemplo). No es un dato fiel. El interés que vas a pagar es el T.A.E. Esto es una cifra que incluye comisiones, gastos y contrataciones accesorias (como los seguros). No te confundas. Compara las hipotecas por su T.A.E.

QUE NO TE VENDAN LA MOTO. Cuando vas a contratar una hipoteca verás que los bancos van a tratar de exprimirte al máximo. Te tratarán de meter de todo. Debes saber que por ley es obligatorio, tan sólo, contratar un seguro de incendios. La verdad es que casi todos los bancos te van a endosar un seguro de hogar completo. Bien, es un producto que puede ser interesante. Por eso necesitas comparar el T.A.E. Además, tratarán de meterte un seguro de vida. Eso significa, llanamente, que si te mueres el seguro se hará cargo de lo que te quede por pagar. El beneficiario de ese seguro será el banco. Es un poco abusivo porque los beneficiarios deberían ser tus herederos. Pero bueno, tú mismo. Puede que te interese. Por eso pide siempre el T.A.E. También tendrás que domiciliar nómina y unos tres recibos. Eso es normal, pero con matices. Fuera de eso, cosas como contratar planes de pensiones, etc. son ganas de "venderte la moto". No tragues con todo. Pregunta o averigua el T.A.E., todas las condiciones y compara. Hay muchos bancos.

CUIDADO CON LAS VINCULACIONES. Aunque hemos dicho que es normal que tengas que domiciliar tu nómina y algunos recibos... cuidadín, pecador de la pradera. Entérate bien de qué gastos y comisiones tiene la nueva cuenta bancaria que te abrirán. No creas que es una tontería. Si empiezas a sumar gastos de administración y comisiones puedes darte cuenta, tarde, de que estás pagando una hipoteca más cara de lo que pensabas. No dejes que te roben. Si tienes una hipoteca hay bancos que te ofrecen cuentas con 0% comisiones y sin gastos. Por lo menos puedes negociarlo. Y, como mínimo, ENTÉRATE, PREGUNTA. Averigua antes todo lo que te van a cobrar en comisiones y gastos de administración en tu nueva cuenta corriente (la que tendrás que abrir en el banco que te de la hipoteca).

BUSCA LA HIPOTECA CON EL T.A.E. MAS BAJO. Esta es la clave.

LOS PLAZOS. No te precipites. Ahora hay bancos que te pueden ofrecer plazos de hasta 40 años. O más. Error. Recuerda: tus cuotas no deben sobrepasar el 30% de tus ingresos. Pero el plazo de amortización debe ser el más bajo posible. Aunque te parezca increible poner 10 años más no va a bajar enormemente las cuotas mensuales. Lo que harás es pagar un precio mucho mayor por el piso. La clave es EQUILIBRIO. Haz tus cálculos. Si puedes pagar en 25 años es mejor que en 30. Pero nunca, nunca, sobrepases el 30% de tus ingresos totale

¿Y CON EL EURIBOR QUÉ PASA?. El Euribor es un índice de referencia que usan la mayor parte de los bancos. Es un índice que publica el Banco Central Europeo. Cuanto más suba más vas a pagar mensualmente. Cuanto más bajo, mejor para ti