AMORTIZAR HIPOTECA O NO: QUÉ HACER SI LOS TIPOS RONDAN EL CERO

  • AMORTIZAR HIPOTECA O NO: QUÉ HACER SI LOS TIPOS RONDAN EL CERO

Siempre y cuando no haya beneficio fiscal, destinar el ahorro a amortizar la hipoteca no merece la pena en términos financieros en el actual entorno de tipos de interés en mínimos históricos, se explica en este amplio reportaje, que recuerda que las tasas rectoras del BCE están en el cero desde el pasado mes de marzo como colofón a la política monetaria expansiva puesta en marcha para apoyar el crecimiento económico, incentivar el crédito y reconducir la inflación. Como consecuencia, el euríbor a 12 meses, referencia en la mayoría de las hipotecas variables en España, ha caído en picado en los últimos años hasta cotizar en negativo, terreno que no abandona desde hace nueve meses. El índice hipotecario ha cerrado octubre marcando un nuevo mínimo en el -0,069%. Así, el coste de la financiación se ha ido abaratando y la carga de intereses de las hipotecas es ahora mucho menor. De acuerdo con los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), el 24% de los hogares tiene pendiente devolver un crédito hipotecario. A priori, adelantando el pago del préstamo se estarían reduciendo los intereses totales que se abonan a lo lago de la vida de la hipoteca. Pero, en un momento en el que la financiación es casi gratis, el ahorro en intereses es prácticamente nulo. Es por eso que desde un punto de vista financiero es más rentable amortizar cuando los tipos son más altos. Por ejemplo, si se tiene una hipoteca en la que quedan por devolver 100.000 euros en diez años y el tipo de interés que se aplica es del 0,4%, el coste total del préstamo al cabo de los diez años sería de 102.030 euros, sumando capital e intereses. Si se amortizan por ejemplo 40.000 euros ahorrados, el principal pendiente quedaría en 60.000 euros y los intereses globales se reducirían poco más de 800 euros, hasta los 1.218 euros. La cuota mensual pasaría de 850 euros a 510, pero el ahorro de intereses al mes sería de apenas 20 euros. Si esa operación de amortización se realiza con un interés más elevado, del 2% por ejemplo, al entregar 40.000 euros la deuda hipotecaria pasaría de 110.416 euros a 66.249 euros. Esto es, se ahorraría un total de 4.167 euros en intereses, 100 euros al mes. En definitiva, cuanto más barato es un préstamo, menor es el incentivo para amortizar antes de tiempo. Cabe explicar, sin embargo, que en un contexto de tipos normalizado, cuanto antes se amortice y se reduzca el capital pendiente, antes se dejan de pagar intereses sobre esa deuda. Esto es porque en España mayoritariamente se utiliza el sistema hipotecario francés, en el que las cuotas son constantes y lo que varía es la cantidad de intereses pagados, que va decreciendo, mientras que la amortización de capital se va incrementando. Los intereses que se abonan se calculan respecto a la deuda pendiente. Es por eso que, como al principio de la hipoteca se debe todo el montante financiado, la cuota de intereses mensual es más elevada durante los primeros años. Es decir, que se pagan más intereses al comienzo que al final. Pau Monserrat, economista de iAhorro.com, explica. “como norma general, si el interés que se paga por la hipoteca es inferior a la rentabilidad de una inversión, entonces no conviene amortizar. Mientras que si se paga un interés alto y difícilmente se puede superar con una inversión, es preferible amortizar”. Y apunta que “en una época de tipos tan bajos como ahora, si la hipoteca es variable no vale la pena plantearse la amortización anticipada y es mejor guardarse el dinero para cuando el euríbor esté más alto porque el ahorro se notará más”. Si la conclusión de lo anterior es que no conviene amortizar hipoteca con los tipos al cero y, para ahorrar, más que guardar el dinero hay que ponerlo a trabajar, ¿dónde destinarlo entonces? Hace tiempo que los expertos repiten que los inversores tienen dos opciones: o activos con riesgo pero posibles revalorizaciones a medio y largo plazo o activos sin riesgo y sin apenas rentabilidad. (Cinco Días. Páginas 20 y 21. Sábado 5-Domingo 6)